ESTE SAN VALENTÍN TIENES UNA CITA CONTIGO MISMA

ESTE SAN VALENTÍN TIENES UNA CITA CONTIGO MISMA

Que si en las pelis regalan flores, que si todo está lleno de corazones, cajas de bombones, parejas reservando como locas una cena para este jueves en el sitio más cuqui de la ciudad…Mira, las flores se reglan todos los días y las cenas no tienen que tener excusa para ser reservadas, por eso, este 14 de febrero te invitamos a que mires a otro lado y tengas una cita contigo misma. Porque tú nunca te das plantón, y porque tú sabes lo que quieres y lo que no, te invitamos a pasar San Valentín mimándote un poco, que entre pitos y flautas te tienes un poco olvidada. Queremos daros 7 consejos para que el 14 de febrero y el resto del año disfrutéis a gusto del sexo solas o acompañadas. 

1.    PERCIBE LA SEXUALIDAD COMO ALGO NATURAL

EL sexo es natural, es deseable y sobre todo saludable. Por eso cuando asumas esto abrirás una puerta a nuevas posibilidades contigo misma y con tu pareja. El sexo está para probar solo o acompañado, está para experimentar y está para seguir la orientación que a cada una le salga del coño. Así que hoy, san Valentín, es el mejor momento para empezar si alguna de vosotras tiene bloqueo sexual.

 

2.    SUBE TU AUTOESTIMA SEXUAL Y QUIÉRETE UN POCO

Seas como seas físicamente, ser sexy para ti y para los demás depende de ti misma. Porque una está tan buena como ella decida. Cuanto más cómoda te sientas contigo misma, mejor te vas a ver y más vas a disfrutar del sexo. Fuera complejos, fuera “aquí tengo lorcita”, hasta luego “es que mis tetas son blibli…”, “es que mi culo blablá…”, “ es que tengo pelos en el…”. Ni celulitis, ni estrías, ni ostias. Estás cañón y cuando tengas eso asumido el placer viene de la mano, porque tu mente estará pendiente de otra cosa, de lo importante: pasárselo bien.

3.    STOP FINGIR

Cuando fingimos, nuestra vida sexual se ve más perjudicada que beneficiada, por eso, si alguna de vosotras sigue con esto, STOP.

Cuando fingimos no descubrimos lo que realmente necesitamos, no encontramos lo que nos satisface para pasarlo bien. Relájate, piensa lo que realmente te gustaría hacer y que no te dé miedo expresar lo que sientes: “Oye mira, yo no he llegado al orgasmo, igual me tienes que tocar aquí en vez de allí o probemos de otra manera…”. Atrévete y habla.

4.    DI LO QUE TE GUSTA Y LO QUE NO

En relación al punto anterior, la realidad es que nadie está obligado a saber lo que nos gusta. Es como la tortilla de patata:  si no dices que no te gusta con cebolla, pues echan bien de bien. Así pide por esa boquita. Aprender a decir NO es igual de importante que decir SÍ. Aprender a decir ESTO ME GUSTA o ESTO BRRR es esencial. Empieza por quitarte la vergüenza. En la confianza y en el respeto mutuo está la clave para descubrir estas cosas. Sí al orgasmo y no al pasarlo mal.

5.    QUE EMPIECE LA FANTASÍA

Aquí los límites los pone cada una. Aquí es donde empieza la diversión. Buscar posturas nuevas, las posturas de toda la vida, ver porno (respetuoso) usar juguetes…Tienes que descubrir nuevas sensaciones, porque la vida es muy corta para andar siempre haciendo lo mismo. Lo que pasa en la cama de cada una, se queda en la cama de cada una, así que cero tabúes y busca lo que a ti te ponga cachonda. Porque follar va de disfrutar tú, de hacer disfrutar a la pareja. No necesariamente tiene que gustarte lo mismo cuando estás sola que acompañada. Aquí no hay reglas, porque precisamente tú las escribes.

Solo mira, prueba, toca, siente…y a ver qué pasa.

6.    CÓMPRATE UN JUGUETE O DOS O TODOS.

Lo mismo igual aún no has decidido aportarle algo más a lo que ya haces. Los juguetes sexuales y el material erótico son un plus SIEMPRE. Aquí sí que hay más opciones que botellines de cerveza, pero piensa que tienes toda la vida por delante para probarlos todos. Están diseñados por profesionales de la anatomía humana que saben dar en el clavo o más bien en tu punto G. Vibraciones y estimulaciones en el punto exacto para que sientas ¡oh my god!

¿Y el porno? También, pero saludable. El placer no solo viene de la estimulación física. Lo visual cuenta y mucho. Cuando estés sola o en pareja ¡o en grupo!, busca porno de autor y déjate de tomar como ejemplo las páginas de siempre, culpables de que normalicemos muchos comportamientos en la cama violentos que ponen en riesgo nuestra vida sexual o cómo nos sentimos muchas veces. El sexo no tiene que ser políticamente correcto, pero tampoco como en las películas X a las que estamos acostumbradas.

7.    TÓCATE, TÓCATE MUCHO.

Para que todo lo anterior funcione, empieza por este punto. Mastúrbate más. Porque te será más fácil descubrir lo que te gusta, saber lo que te excita. Es la mejor manera de conocer tu cuerpo, de saber lo que tienes entre las piernas. Siempre es buen momento, siempre te relaja, te hace sentir bien y mejora tu autoestima. Tiene beneficios para fortalecer el suelo pélvico, tan importante en las mujeres de todas las edades. Y lo más esencial es que nos hace felices. Porque después de un orgasmo el mundo se ve de otra manera. Nosotras nos vemos de otra manera.

Cristina Valbuena y Cristina Alonso

CAMISETAS QUE MOLAN MÁS QUE NÁ

CAMISETAS QUE MOLAN MÁS QUE NÁ

BIG SUR Y LOS ÁNGELES. WEST COAST ROAD TRIP. CAP III.

BIG SUR Y LOS ÁNGELES. WEST COAST ROAD TRIP. CAP III.